El espejo de Eva

jueves, julio 27, 2006

Palabras mágicas

Hace millones de años un amigo me dedicó una canción del maestro FRANK SINATRA: THE WAY YOU LOOK TONIGHT.

Hoy la encontré en un cd por casualidad. No la esperaba allí, porque el cd tampoco lo avisaba en su portada y me hizo sentir como aquella vez, la misma sensación, como si el tiempo no hubiese desgastado la melodía, como si hubiese sido ayer mismo y perduraran esas palpitaciones agradecidas.

Por algún motivo existen palabras mágicas que suenan preciosas en mi cabeza, y que pocas personas (quizás nadie) sepa que son tan especiales para mí.

Algunas ya las he escuchado porque alguien, cualquiera, ya me las dijo alguna vez, y, sin saberlo, me hizo sentir especial.

Otras no las oí aún, y aunque me encantaría oírlas no espero obsesionada el momento en el que vibrarán en mis tímpanos para arrancarme una sonrisa del alma, de esas que te hacen bella por dentro y feliz por fuera y viceversa.

Quizás las escuche mañana por teléfono, o las lea en un correo mientras imagino que la voz de la persona que me escribió me las dice como si estuviera frente a mí.

Quizá seas tú quien me las diga, tal vez delante de un café, en la tertulia de la cervecita o frente a la curiosidad de un escaparate. Y entonces, tal vez, no sepas exactamente a qué vino ese reflejo vibrando en mis ojos. Pero algo habrá cambiado porque gracias a ti y a tus palabras durante unos instantes seré feliz.
Y te darás cuenta y serás feliz sabiendo que me hiciste sentir especial.


THE WAY YOU LOOK TONIGHT [Frank Sinatra]

Some day, when I’m awfully low,
When the world is cold,
I will feel a glow just thinking of you...
And the way you look tonight.

Yes you’re lovely, with your smile so warm
And your cheeks so soft,
There is nothing for me but to love you,
And the way you look tonight.

With each word your tenderness grows,
Tearing my fear apart...
And that laugh that wrinkles your nose,
It touches my foolish heart.

Lovely ... never, ever change.
Keep that breathless charm.
Won’t you please arrange it ?
’cause I love you ... just the way you look tonight.

And that laugh that wrinkles your nose,
It touches my foolish heart.

Lovely don't you ever change.
Keep that breathless charm.
Won’t you please arrange it ?
’cause I love you ... just the way you look tonight.

Mm, mm, mm, mm,
Just the way you look tonight…


[Algún día, cuando este terriblemente hundido,
cuando el mundo sea frío,
sentiré un resplandor, solo con pensar en ti,
y en lo hermosa que te ves esta noche.

Sí, estás encantadora, con tu tibia sonrisa,
y tus suaves mejillas,
nada tiene sentido para mí, solo el adorarte
y lo hermosa que te ves esta noche.

Crece tu ternura a cada palabra,
despedazando mis temores,
Y esa sonrisa que arruga tu nariz....
llega hasta mi corazón insensato.

Encantadora........no cambies nunca!.
mantén siempre ese encanto que corta la respiración
¿ no me harás ese favor?

porque te amo…
solo por lo hermosa que te ves esta noche

Mmm, Mmm, Mmm, Mmm,
solo por lo hermosa k te ves esta noche…]

10 Reflejos

lunes, julio 17, 2006

LLUEVE SOBRE MOJADO [ Joaquín Sabina y Fito Páez ]

Hay una lagrima en el fondo del río
de los desesperados,
Adán y Eva no se adaptan al frío
llueve sobre mojado.
Bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla,
ya no sabe a pecado,
bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla,
llueve sobre mojado.
Al asesino de la cola del cine
El Padrino Dos le ha decepcionado,
Los violadores huyen de los jardines,
Llueve sobre mojado.
Bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla,
sueños equivocados,
Bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla,
llueve sobre mojado.
Y, después de llover,
Un relámpago va
deshaciendo la oscuridad
con besos, que antes de nacer,
morirán.
Ayer Julieta denunciaba a Romeo,
Por malos tratos, en el juzgado,
cuando se acuestan la razón y el deseo
llueve sobre mojado.
Bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla,
cosas de enamorados,
bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla,
llueve sobre mojado.
La última guerra fue con mando a distancia,
el dormitorio era un vagón de soldados
por más que llueva y valga la redundancia,
llueve sobre mojado.
Bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla,
uno y uno son demasiados,
bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla,
llueve sobre mojado.
Y, al final, sale un sol
incapaz de curar
las heridas de la ciudad,
Y se acostumbra el corazón
a olvidar.
Dormir contigo es estar solo dos veces,
es la soledad al cuadrado,
todos los sábados son martes y trece,
todo el año llueve sobre mojado.
Bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla,
cada cual por su lado,
bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla,
llueve sobre mojado
Y… colorín colorado,
este cuento se ha terminado.

10 Reflejos

domingo, julio 09, 2006

ECHO DE MENOS [Kiko Veneno]

Te echo de menos,
la cama revuelta,
ese zumo de naranja
y las revistas abiertas.
Y en el espejo
ya no encuentro tu mirada
no hay besos en la ducha,
ni pelos, ni nada.
Y entre nosotros,
un muro de metacrilato
no nos deja olernos
ni manosearnos.
Y por las noches
todo es cambio de postura
y encuentro telarañas por las costuras.

Lo mismo te echo de menos, lo mismo
que antes te echaba de más.

Si tú no te das cuenta de lo que vale,
el mundo es una tontería
si vas dejando que se escape lo que más querías.

Si tú no te das cuenta de lo que vale,
el mundo es una tontería
si vas dejando que se escape lo que más querías.

Echo de menos
el crujir de tus tostadas
sentir por el pasillo
tu gato que araña.
Y en mi camisa
llevo tu aroma preso,
y el rojo de tus labios por el cuello.
Y entre nosotros,
un muro de metacrilato
no nos deja olernos
ni manosearnos.
Y por las noches
todo es cambio de postura
y encuentro telarañas por las costuras.

Lo mismo te echo de menos, lo mismo
que antes te echaba de más.

Si tú no te das cuenta de lo que vale,
el mundo es una tontería
si vas dejando que se escape lo que más querías.

Si tú no te das cuenta de lo que vale,
el mundo es una tontería
si vas dejando que se escape lo que más querías.

Porque si tú no te das cuenta de lo que vale,
el mundo es una tontería
si vas dejando que se escape lo que más querías.

Si tú no te das cuenta de lo que vale,
el mundo es una tontería
si vas dejando que se escape lo que más querías.

Si tú no te das cuenta de lo que vale,
el mundo es una tontería
si vas dejando que se escape lo que más querías.

(Llora que tú tienes que llorar hasta llenar la cantimplora
con aquellas lagrimitas por lo que más querías)

Si tú no te das cuenta de lo que vale,
el mundo es una tontería
si vas dejando que se escape lo que más querías.



NOTA: dedicada para los forofos del Señor Veneno...

6 Reflejos

domingo, julio 02, 2006

Después de tanto tiempo con esa sensación de estar esforzándome continuamente y sin relax, sin previo aviso llegó la calma. De repente estaba allí, sentada con un grupo de amigos que se concentraban solo en reír, con gente con la que me sentía a gusto, de la que no esperaba nada más ni nada menos. Miré al mar desde la terraza del chiringuito y me pareció que el día era perfecto. Miré la copa y dije HOY ES UN BUEN DÍA, y alguien respondió ESTA ALGO NUBLADO, y sonreí: HOY ES UN DÍA PERFECTO PARA ESTAR AQUÍ, POR EJEMPLO.

A veces las personas que nos rodean nos aportan lo que necesitamos para sentir calma sin tener consciencia de ello, porque es sólo cuestión de actitud y de palabras sencillas. No tiene que ser algo especialmente dedicado a nosotros y con nosotros como centro de atención. Es más simple que eso.

La calma llegó de puntillas y con sabor a sal.

Llegar a casa. Notar algo extraño en el ambiente. Algo no va como debería. Ser consciente de que esa sensación al mismo tiempo de ser extraña es negativa, casi como un peligro remanente.
Sentarse a conversar y antes de sacarle brillo a esa sonrisa salada sentir miedo.

Oír la aventura de su tarde, y sentir miedo. No, no se puede tener sangre fría cuando se trata de la vida de alguien. No, tampoco se es consciente de hasta que punto la adrenalina nos hace fuertes o veloces. El instinto animal predomina en la gente buena, que ante el peligro prefiere ponerse a salvo antes de atacar. Si el atacado es tu marido el instinto de supervivencia prevalece sobre todas las cosas, y no hay sangre fría que valga porque te juegas tu pasado, tu presente y tu futuro y sea como sea al final tú pierdes.
Y de repente cuando ya todo quedó en hace unas horas, cuando ya pasó el peligro, y afortunadamente no hay que lamentar desgracias mayores que heridas leves en el cuerpo y el corazón roto por los daños colaterales, piensas que desde hace 8 años ya sabías que esto pasaría.
Y también piensas que las cosas habrían salido mucho peor de cualquier otra manera.

Comenzar a revalorar de nuevo. Estar en casa y saber que estamos todos vivos y bien, con la cara algo más seria, pero sanos y salvos. Y valorar, de repente, que hasta entonces la vida estuvo rodeada por un halo de tranquilidad imperceptible de seguridad que momentáneamente se ha deshecho para volverse a rehacer.

Ahora soy consciente de que ese halo es leve, que siempre fue leve y siempre lo será porque cualquiera puede descalabrar tus planes y hacer que nada de lo que hasta ahora te dio dolor de cabeza tenga la menor importancia. Y me siento afortunada porque lo he aprendido sin tener que lamentar pérdidas graves.

6 Reflejos