El espejo de Eva

viernes, abril 28, 2006

Entre lineas

Sé decir que la pintura transmite mas allá de los colores, más allá de las formas, más allá de la luminosidad, que transmite.
Nos habla de volúmenes y sombras cuando "tan solo" se trata de una superficie plana.
Nos habla de sentimientos y emociones cuando "tan solo" se trata de una superficie inerte.

Más allá de las letras, las palabras, las frases, la escritura transmite.
Más allá, entre las líneas puedes verme.
Se dibuja la curva de la furia de mi mirada, ¿no la ves?
Se dibujan las arrugas de las comisuras de la expresión de mis labios.
Se dibujan los sueños maquino.
Se dibujan la verdad.

6 Reflejos

jueves, abril 27, 2006

ME VOY [Julieta Venegas]

Porque no supiste entender a mi corazón
Lo que había en él,
Por qué no tuviste el valor de ver quién soy

Porque no escuchas lo que está tan cerca de ti
Sólo el ruido de afuera
Y yo que estoy a un lado desaparezco para ti

No voy a llorar y decir que no merezco esto
Porque es probable que lo merezco
Pero no lo quiero, por eso me voy...

Qué lástima pero adiós
Me despido de ti y me voy
Qué lástima pero adiós
Me despido de ti...

Porque sé que me espera algo mejor
Alguien que sepa darme amor
De ese que endulza la sal y hace que salga el sol

Yo que pensé "nunca me iría de ti, que es amor del bueno, de toda la vida",
Pero hoy, hoy entendí que no hay suficiente para los dos

No voy a llorar y decir que no merezco esto
Porque es probable que lo merezco
Pero no lo quiero, por eso me voy...

Qué lástima pero adiós
Me despido de ti y me voy
Qué lástima pero adiós
Me despido de ti y...

Me voy, qué lástima pero adiós
Me despido de ti y me voy
Qué lástima pero adiós Me despido de ti y...



NOTA: Aprendiendoy tomando nota...

3 Reflejos

martes, abril 25, 2006

Microscópica luz

Mantuve una humedad reseca en los ojos.
Escondí una pena en los pasos que di.
Tuve una duda menos, pero la rabia me hizo pensar.
Traté de no escucharme. Traté de pasar delante del espejo y no pararme a cuestionar.

Ahogué un llanto.

Maté una pena.

Encontré la duda y quedó resuelta.

Pensé “¿Qué es el orgullo?” Y me quedé de piedra. Me convertí en piedra. Y todo continúa como si nada hubiera pasado.

La duda resuelta despejó una cuestión.
La cuestión contestada dio paso al relax en cuanto al cese de la búsqueda de la respuesta correcta.
Ahora que ya sé la verdad, pienso “Y es amarga la verdad”.
Pero también “La verdad nos hace libres”, y ahora no hay un yugo que me haga intentar ser mejor ante esos ojos muertos.
Ya da igual. A estas alturas no pienso cambiar.

Y es curioso que me sienta “heme aquí tal y como soy, si te gusta bien y sino también”.

Porque esa penumbra que había abatido toda la luminosidad se retira muerta.


Ahora hay un puntito de luz, minúsculo.
Esa, esa soy yo brillando microscópicamente.
Pero brillando con luz propia.

5 Reflejos

lunes, abril 24, 2006

PAJAROS DE BARRO [Manolo García]

Por si el tiempo me arrastra
a playas desiertas
hoy cierro ya el libro
de las horas muertas.
Hago pájaros de barro
hago pájaros de barro y
los echo a volar.
Por si el tiempo me arrastra
a playas desiertas.
Hoy rechazo la bajeza,
el abandono y la pena.
En los mapas me pierdo
por sus hojas navego.
Ahora sopla el viento
cuando el mar quedo lejos
hace tiempo.
Ya no subo la cuesta
que me lleva a tu casa
ya no duerme mi perro
junto a tu candela.
En los vértices del tiempo
anidan los sentimientos.
Hoy son pájaros de barro
que quieren volar.
En los valles me pierdo
en las carreteras duermo.
Ahora sopla el viento
cuando el mar quedo lejos
hace tiempo.
Cuando no tengo barca
remos ni guitarra.
Cuando ya no canta
el ruiseñor de la mañana.
Ahora sopla el viento
cuando el mar quedo lejos hace tiempo.



Nota: Creo que hasta ahora no he pillado el quid de esta canción...

49 Reflejos

viernes, abril 07, 2006

El Príncipe y Cenicienta

Las 12 en el reloj y Cenicienta estalla.
Su traje no es blanco ni es de gasa.
Cuando Cenicienta se siente fuerte afianza el paso en la escalinata, siente que los escalones son cada vez más bajitos, que puede bajarlos de dos en dos, de tres en tres, que de un salto llegará a la carroza antes de que el torreón calle.
Cuando Cenicienta se siente flojita no alcanza a ver el final de la escalinata, su paso se tambalea con su único zapato de cristal calzado, duda de que alcance a tiempo la carroza e incluso se plantea seriamente regresar por su otro zapato de cristal.

Pero el Príncipe ya tiene el zapato en su mano y la está llamando a gritos.
El Príncipe dijo que decir es hacer.
Y Cenicienta sabe que el Príncipe actuó bien.
No es lo que ella dijo que él era. Nunca lo fue. Porque el Príncipe hizo bien. Él lleva razón. Por eso no es ningún cabrón. Ni lo será. No.
Por eso Cenicienta tiene que bajar toda la escalinata y emprender el regreso a casa. Aunque sea en andrajos. Aunque le acompañen ratones y calabazas.
Cenicienta desearía ser hija de la madrastra. Así no sería hija de quién es.
Nada es sencillo.
Y sin embargo, sabe que el Príncipe hizo bien en contarle sus secretos. Aunque sea a contracorriente. Y confía en él.

Si ella pudiera tener una mano del Príncipe y mirarle a los ojos, si aún no hubieran tronado las doce en el maldito reloj, le diría un par de cosas:

-Una acerca de que hizo bien en lo que hizo, que no se arrepienta, al menos esta vez, de actuar sin cerebro (NO TE ARREPIENTAS, POR FAVOR). Es el mejor regalo que el Príncipe pudo hacerle a Cenicienta. Lo sabe ahora que ya se ha roto el hechizo de la calabaza. Quizás un poco tarde para dar las gracias (GRACIAS PRÍNCIPE).

Otra acerca de su propia actitud egoísta con él. No es la única que se encuentra en la encrucijada de lo imposible. Y sólo paró a mirarse su propio ombligo (LO SIENTO, DE VERAS). Lo sabe ahora que el lacayo y los pajes se reconvirtieron en ratones.

Ahora que Cenicienta se mira los andrajos entiende las cosas. Al menos un poco más que antes de que el hechizo se deshiciera. Al menos más que cuando dan las doce.

9 Reflejos

jueves, abril 06, 2006

MEMORANDUM

Piensa para el futuro, para siempre.

Siente para el presente, para cada segundo.

2 Reflejos

miércoles, abril 05, 2006

PENSANDO

AYER PENSABA:

Pasará el tiempo, amanecerán nuevos soles y me sentiré igual que hoy.
Pero quizás entonces sonría porque piense que soy más fuerte.
Caminaré despacio, a solas como hoy. Y el levante me despeinará y, como hoy, no necesitaré gafas de sol para ocultar mis ojos tristes: de eso se encargarán mi pelo.
Volveré andando sobre el poyete que separa arena de pavimento después de enfrentarme al mar y caminar hasta donde la marea no mojara mis zapatos. Y el mar y yo charlaremos un rato.

HOY PIENSO:

Es cierto, con cada lágrima nos hacemos más fuertes.
Y hay cosas que no deben ser, es cierto.
Y en los tarros de cristal herméticos podemos ver lo que hay dentro pero no podemos olerlo, no debemos olerlo, dejar que nos embriague el posible perfume que guardan esas burbujas de colores dentro del tarrito de cristal.
Y esas burbujas de colores en el interior del tarro están flotando y flotando. Si abro el tarro quizás pierda su magia, su encanto. O quizás abra la caja de Pandora.

Lo entiendo y lo asimilo.

Hay cosas que no deben ser, es cierto.
Y hay cosas que sólo pueden ocurrir cada cierto tiempo, y siempre sabiendo que hay que ser “chulo pa to”.

2 Reflejos

martes, abril 04, 2006

SE VA, SE VA, SE FUE... [Jorge Drexler]

Con el anhelo dirigido hacia ti
yo estaba sólo, en un rincón del café
cuando de pronto oí unas alas batir,
como si un peso comenzara a ceder,

se va,
se va,
se fue…

Tal vez fue algo de la puesta de sol,
o algún efecto secundario del té,
pero lo cierto es que la pena voló
y no importó ya ni siquiera porqué,

se va,
se va,
se fue…

Algunas veces, mejor no preguntar,
por una vez que algo sale bien,
si todo empieza y todo tiene un final,
hay que pensar que la tristeza también

se va,
se va,
se fue…

6 Reflejos